Bautizos

La alegría de un nacimiento en la familia se multiplica al acercar a la criatura a la Iglesia para que participe de un nuevo y definitivo nacimiento: el bautismo.

Queremos bautizar a nuestro hijo, ¿qué hacemos?

Nos alegra mucho ver que se acercan parejas para preparar ese momento durante el embarazo.  Así tenemos tiempo suficiente para hacer todos los preparativos con tranquilidad y sin sorpresas. Es necesario que sean los padres los que lo soliciten y no un familiar.  Previo al bautismo deberán hacer un cursillo breve donde se nos explica el sentido del bautismo cristiano, aquellas cosas a las que nos comprometen y el papel que juegan los padrinos en todo esto.  Es necesario que lo hagan tanto los padres como los padrinos.

¿Quiénes pueden ser los padrinos?

Para ser madrina o padrino hay cumplir algunos requisitos:

  • Debe ser católico.
  • Tener más de 16 años.
  • Haber recibido la Primera Comunión.
  • Haber hecho la Confirmación.
  • Llevar una vida congruente con la fe y la misión que va a asumir.

Sólo hace falta un padrino, o una madrina. El Derecho Canónico establece que también podrán ser un padrino y una madrina juntos, pero no dos padrinos o dos madrinas. Hemos de pensar que el papel del padrino o madrina es el de la educación y cuidado de la fe del niño.  Deben estar preparados para ello.  NO son los que van estar cuidando del pequeño como muchas veces se entiende a nivel familiar.

Si no hay padrino… ¿no se bautiza?

El párroco, en estos casos, suele asignar un padrino a la criatura y poner como testigo a algún familiar.  No es, por tanto, motivo para no bautizar.

Los padrinos viven fuera y no pueden acudir al cursillo, ¿qué hacemos?

El cursillo no es necesario que se haga en la misma parroquia, pueden hacerlo en la Iglesia más cercana a su domicilio y después aportar un certificado.

Documentación necesaria

  1. Fotocopia de los DNI de los padres.
  2. Partida de nacimiento de la criatura.
  3. Partida de bautismo de los padrinos, en ella debe constar la confirmación.
  4. Certificado del Cursillo Prebautismal, siempre y cuando no lo hagan en nuestra parroquia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *